Pasar al contenido principal
Teje por ellos

CERCA DE 100 PIEZAS DE CROCHET COMO REGALO DE NAVIDAD PARA LOS USUARIOS DE AFA ZAMORA

Cada una de las personas atendidas en AFA Zamora ha recibido un regalo tejido a mano por los cientos de personas que se han volcado en la campaña de recogida organizada por Ariamiguru Crochet, Recreart y Mi mundo hecho de ganchillo.

Tras ver la cantidad de campañas de recogida de juguetes existentes para niños, cuentan, estas tres amigas pensaron en lanzar una dedicada a las personas mayores; y, dada su profesión, decidieron hacer un homenaje a las antiguas tejedoras, “nos parece muy bonito poder licitar recuerdos con texturas, colores, con diferentes puntos…, en personas que, probablemente, lo hayan vivido; o bien tejiendo ellas mismas o por verlo en su familia”, explica Aránzazu Arribas, quien repartió los regalos entre los usuarios del CTD ‘Ciudad Jardín’ este lunes, 20 de diciembre. 

En poco más de un mes desde que anunciaron su idea, se han visto desbordadas y han recibido más de 300 piezas procedentes de distintas partes de España. El siguiente paso será repartirlas durante estos días festivos por distintas residencias y centros de mayores, a modo de regalos, con la ilusión de darle continuidad a esta iniciativa en los próximos años.
 

LA CARTA QUE ACOMPAÑABA A LOS REGALOS

La campaña "Teje por ellos" nace de tres tejedoras, Arancha (Ariamiguru Crochet), Noelia (Mi mundo hecho a ganchillo) y Fanny (Recreart), durante el mes de noviembre de 2021.

El objetivo principal ha sido recoger regalos tejidos, bien a dos agujas o bien a ganchillo, para poder obsequiar a las personas que viven en residencias de mayores de Zamora y su provincia, y nos han llegado desde Zamora, Mataró, Salamanca, Madrid, Segovia…

Las tres queríamos, a través de este proyecto, agradecer a toda una generación el que ahora podamos dedicar nuestro tiempo y esfuerzo a una actividad como tejer, a transformar ovillos en arte, como ellas hacían.

Horas y horas de verano, en el patio o corral con nuestras abuelas, enseñándonos a tejer y con nuestros abuelos pendientes de nosotros. Veranos de pueblo de cada de la abuela que queremos rememorar con esta campaña.

Desde aquí, queremos que vean cada regalo que reciben como algo que ha hecho alguien con todo su cariño y dedicación, pensando en que quien lo reciba vea todo el esfuerzo de su vida reconocido. Nos gustaría que cuando los tengan en sus manos, piensen en que quien los tejió con sus manos solo pensaba en que lo disfrutara.

Muchas gracias por recibir nuestra aportación, y muchas gracias por abrirnos sus puertas y sus corazones para poder unir varias generaciones y tierras en el maravilloso arte de tejer.