Skip to main content

Puesto que tienen sus propias necesidades, los cuidadores del Programa de Intervención en Deterioro Cognitivo Inicial tienen su propio espacio en el Programa de Atención a Familias. Y, en esta ocasión, se ha abordado por primera vez con ellos la importancia de la comunicación con el objetivo de que tomen conciencia de la necesidad de adaptarla a personas con algún tipo de deterioro cognitivo.

La encargada de la charla fue María Rodríguez Poyo, subdirectora del Área Terapéutica de AFA Zamora, quien creó un espacio de reflexión inicial en el que se abordó la importancia de la comunicación en todas las relaciones en general y, más en particular, con la persona con deterioro cognitivo.  De este modo, incidió en “cómo olvidamos las actitudes, la empatía, o cómo trasladamos una parte emocional en nuestros mensajes”. Una vez clara esta premisa, dieron un paso más para entender que, como cuidadores, se convierten en emisores y receptores especiales, algo que siempre es importante tener en cuenta para evitar posibles conflictos en la convivencia, así como valorar que se pueden reestablecer nuevos modos de comunicación de calidad.
 

Ir al contenido